Fitur 2012: una feria insostenible para la promoción de un turismo insostenible.

Con motivo del comienzo de la Feria Internacional de Turismo (FITUR) 2012 en la ciudad de Madrid, Ecologistas en Acción hace una llamada de atención sobre todas aquellas actividades realizadas con el objeto de promocionar y difundir un modelo de turismo que, a pesar de ser accesible solamente a menos del 20% de la población mundial, es una de las actividades de la globalización económica que implican un mayor deterioro medioambiental y también conlleva graves impactos sociales, tanto a nivel global como en los países anfitriones.

Además, el turismo es interdependiente de otras actividades que suponen perjuicios ambientales, como es el caso del transporte motorizado nacional e internacional, las fuentes de energía no renovables o la construcción, entre otros, configurándose así como uno de los principales agentes en el agravamiento de las innegables crisis que atraviesa nuestro planeta: las crisis ecológica, energética y climática.

El tipo de promoción que se realiza desde espacios como FITUR, centrada en la expansión del modelo turístico dominante y en el incremento del beneficio de las grandes empresas del sector, y realizada «para definir las líneas de trabajo, estrategias y alianzas empresariales con el fin de dinamizar y reforzar la actividad turística, innovando para atender las cambiantes demandas del mercado»[1]), no tiene en cuenta ni las consecuencias negativas del turismo ni los límites biofísicos del planeta y la biosfera que existen para su globalización. De esta manera, se omite información clave sobre la verdadera cara de esta actividad.

Desde el escaparate del gran empresariado que controla esta actividad, que se prevé que en 2012 por primera vez supere los 1.000 millones de desplazamientos internacionales y los 1.800 millones en 2030([2]), tampoco se anuncia ninguna propuesta de medida para eliminar algunos de sus principales impactos, como por ejemplo las emisiones de CO2, de las que este sector alcanza el 5% de estas emisiones a escala global([3]).

Por ello, Ecologistas en Acción insta, en primer lugar, a la sociedad a la reflexión crítica sobre su estilo de ocio y viajes, la urgente necesidad de reducir la velocidad y la distancia de los desplazamientos, de modo de preservar las condiciones naturales del planeta, respetar los territorios y las poblaciones de destino y, principalmente, asumir un estilo de vida que sea social y ambientalmente sostenible, de modo de garantizar el futuro de las generaciones venideras. Y también a las Instituciones públicas competentes y a todos los actores empresariales del sector a fomentar un modelo de turismo que sea sostenible y responsable.

Rodrigo Fernández Miranda | www.ecologistasenaccion.org

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.