La moda más natural

La moda respetuosa con la naturaleza, que causó furor en los 80, renace años después ante la imperiosa necesidad de conservar el mundo en que vivimos.

La moda respetuosa con el medio ambiente marcó tendencia en la década de los 80, cuando el estilo hippy tuvo su «revival». Pero con la llegada de los 90 y el plexiglás, las prendas elaboradas con tejidos artificiales se convirtieron en las reinas del mercado chic. Hoy, treinta años después, comenzamos a tomar conciencia ecológica por la degradación del medio ambiente y esto ha hecho renacer un estilo comprometido con la naturaleza que ya empieza a hacerse un hueco importante entre las grandes firmas.

Y aunque la moda de bajo impacto ambiental está más desarrollada en mercados como el inglés y el alemán, renombrados diseñadores como Giorgio Armani están dispuestos a sumarse a la tendencia. La firma italiana diseña ahora vaqueros «ecológicamente correctos», realizados con algodón orgánico. También marcas tan internacionales como Levi Strauss, Gap, Nike o Marks & Spencer, se están uniendo a la moda ecológica a pasos agigantados. Ponchos hechos con base en fibra de soja, trajes elaborados con cajas de huevos o pantalones manufacturados a partir de algas son algunos ejemplos de esta moda alternativa que combina creatividad con materiales insólitos. Y además algunos creadores reutilizan también vestidos viejos o inservibles para conservar los recursos naturales.

De esta manera, la ecomoda, que estuvo en boga en los años 80, pero entonces era un estilo «pobre» o «hippy», marca tendencia en estos tiempos que corren con exhibiciones especiales en las grandes capitales de la moda. Como muestra la «Green Shows Eco Fashion Week», evento paralelo a la Semana de la moda de Nueva York, que durante cuatro días presenta en Manhattan la opción más ecologica al mundo de la moda en el marco de una edificación calificada como de excelencia medioambiental. Algunos diseñadores muestran cada temporada sus vanguardistas creaciones con la finalidad de expandir la toma de conciencia sobre los cuidados del medio ambiente y los recursos naturales en el arte del vestir.

Y precisamente la ciudad de los rascacielos acoge estos días, y hasta el próximo 13 de noviembre, en el Museo del Instituto Tecnológico de Moda la exposición «EcoFashion: Going Green» que pone sobre el tapete la relación entre la moda y la ecología a través de más de cien prendas y accesorios del siglo XVII hasta la actualidad. El museo quiere mostrar cómo el compromiso con el medio ambiente es cada vez más común entre creadores y consumidores, y el resultado del gran reto que supone realizar moda que sea respetuosa con la naturaleza. Como contrapunto, la institución no sólo hace hincapié en los ejemplos positivos de unión entre ecología y moda, sino que también muestra las malas prácticas que se han llevado a cabo durante estos dos últimos siglos.

Las piezas que se exhiben hacen referencia a seis temas fundamentales que afectan al medio ambiente y su preservación como el reciclaje de materiales, los procesos de tinte y producción de las piezas, el trato de los animales, la salud de los trabajadores de las empresas textiles, la calidad de la artesanía y el origen de los materiales utilizados en la confección. Uno de los temas recurrentes en la relación entre moda y ecología es el uso de las pieles de animales para la confección, hecho siempre criticado por los activistas. Leer más>>

Fuente_ABC

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.