El monte está que arde, no lo provoques

Aunque el índice de humedad este verano es más alto que en años de sequía, la masa vegetal es más abundante, por lo que el riesgo de incendios sigue siendo alto.

Por este motivo ecoactiva, la Obra Natural de publiACTIVA, reedita la acción solidaria “El monte está que arte, no lo provoques” que cuenta con el apoyo de diversos medios de comunicación on y offline.

El mensaje que se comenzó a insertar en los medios de comunicación a principios de verano, sobre todo en Radio, solicita evitar el no encender fuego bajo ningún concepto, tirar colillas, u otros objetos que puedan provocar la ignición del fuego. En los mensajes publicitarios para radio se dice entre otras consideraciones <<no lo provoques el monte está que arde (…) y nuestra salud chamuscándose si no hacemos todo para evitarlo>> dice la voz en off.

Sin duda es una iniciativa solidaria más de ecoactiva, que pretende recordarnos el peligro de algo contra lo que no podemos luchar con la misma facilidad, que se ha provocado, así que aunque sea de <<perogrullo>> sin fuego no hay incendios.

No debemos olvidar que el cambio climático se sigue acelerando: el pasado junio se alcanzó un nuevo récord en la concentración de CO2 respecto a los meses de junio anteriores, llegando a 416.39 partes por millón de CO2 en la atmósfera, 2.46 ppm más que en junio de 2019 (1), agravando la crisis climática a la que nos enfrentamos. Según un informe publicado por Greenpeace en 2018 sobre el impacto de los incendios forestales en el cambio climático (2), algunos países no supervisan ni informan adecuadamente de las emisiones de gases de efecto invernadero producidas por los incendios forestales. El informe recoge las opiniones de expertos que señalan que estos incendios contribuyen enormemente al calentamiento global y, de seguir ignorando los impactos climáticos de los incendios, no conseguiremos el objetivo del 1,5°C, recogido en el Acuerdo de París.

En nuestro país, Greenpeace España alertó la semana pasada, a través de un informe (6), que el abandono del medio rural está aumentando la vulnerabilidad de nuestros montes ante los incendios de alta intensidad.“España es el segundo país con más superficie forestal de la UE. El abandono de tierras de cultivo y la falta de gestión de muchas masas forestales ha derivado en un paisaje altamente inflamable. En un contexto de cambio climático, si ese paisaje no lo gestionamos, lo hará el fuego de manera devastadora”, ha declarado Mónica Parrilla, responsable de incendios en Greenpeace España.Precisamente, el pasado 2 de julio, la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), presentó su primer informe anual sobre el estado del clima en España (7), que concluye que el calentamiento se está acelerando, aportando datos realmente preocupantes:

  • La temperatura en España ha aumentado 0.3ºC cada década desde los años 60
  • La precipitación media anual España ha experimentado un moderado descenso en los últimos 50 años
  • El año 2019 fue el segundo año más cálido en el mundo y el más cálido en Europa
  • El último decenio, 2010-2019, ha sido el más cálido en la Tierra desde que hay registros
  • Desde los años 80, cada década es siempre más cálida que la anterior

Todo apunta a que este verano vamos a constatar nuevamente que nuestra casa se quema. Que nos estamos chamuscando. Los bosques, que deberían estar actuando como sumideros de carbono y mitigando el cambio climático, están ardiendo y emitiendo así grandes cantidades de gases de efecto invernadero, alejándonos todavía maś del objetivo del Acuerdo de París, de evitar que la temperatura del planeta aumente por encima de 1,5

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.