El 74% de la población no quiere volver a la contaminación

  • Una encuesta europea muestra que un 74 % de la ciudadanía española no quiere volver a los niveles de contaminación previos al confinamiento.
  • Más del 80 % de las personas encuestadas apoyan medidas como la restricción de entrada de coches en las ciudades o un reparto del espacio público más favorable a viandantes, ciclistas y transporte público.
  • Las medidas higiénicas son un punto clave para recuperar el uso del transporte público, al que volverían el 86 % de personas encuestadas.

Una clara mayoría de la población de las grandes ciudades españolas no quiere volver a sufrir los niveles de contaminación previos a la pandemia. Es lo que se deduce de una encuesta realizada por YouGov en 21 ciudades europeas, cuyos datos para España ha analizado Ecologistas en Acción.

Durante el confinamiento en el Estado español los niveles de contaminación bajaron un 58 %, alcanzándose los niveles más bajos de la serie histórica, según un informe de Ecologistas en Acción. En China, donde la desescalada ha sido más temprana, ya se ha registrado una vuelta a los niveles de contaminación anteriores a la crisis, además de serios problemas de atascos.

En la encuesta  que YouGov publica hoy, el 74 % de las personas entrevistadas en el Estado español afirman que no quieren volver a los niveles de contaminación previos al confinamiento. Un porcentaje mayor (83 %) apoya medidas de reasignación del espacio urbano, cediendo espacio para viandantes, bicicletas y transporte público.

Unas cifras similares (el 82 %) representan a las personas que creen que las ciudades deben tomar medidas de restricción de tráfico a nivel local, como Zonas Cero Emisiones, para reducir la contaminación. Esto apuntaría a que hay un gran apoyo social a propuestas como las de la campaña Confinemos los coches, recuperemos nuestro espacio desarrollada por Ecologistas en Acción.

Nuria Blázquez, coordinadora de Transporte de Ecologistas en Acción, ha declarado: “La gente quiere continuar respirando aire limpio. La encuesta deja claro lo que ya intuíamos, tenemos que recuperar el espacio para las personas para recuperar el aire limpio”.

Respecto al transporte público, la clave reside en la higiene para el 64 % de las personas que solían usarlo, que afirman que continuarán desplazándose en autobuses, trenes, metros y tranvías si se ofrecen suficientes medidas de higiene para prevenir contagios de COVID-19. Mientras, un 22 % afirma que volverá al transporte público en cualquier circunstancia y un 11 % cree que dejará de usarlo.

Para Nuria Blázquez la encuesta deja claro que hay que trabajar en medidas que aseguren la higiene y devuelvan la confianza en el transporte público. “También es importante recordar que los rastreos masivos de contagios en Japón no encontraron evidencias de contagios relacionados con el transporte público. Parece que la poca interacción que se produce en estos medios contribuye a que sean seguros”, ha matizado.

La encuesta ha sido realizada por Transport & Environment y Plataforma por la Salud Pública Europea (EPHA) entre el 14 y el  21 Mayo de 2020. Se han encuestado a 7.545 personas adultas con edad para votar de Italia, España, Alemania, Francia y el Reino Unido y ofrece resultados homogéneos entre personas de distinta clases social, poder adquisitivo, edad y género. En España las encuestas se realizaron a personas residentes en Madrid y Barcelona.

Cambios en la movilidad de las ciudades

Ante esta situación, algunas ciudades ya han reaccionado: París pondrá en marcha más de 1.000 km de nuevas vías ciclistas, Milán lo hará con 35 km y Londres cuenta con un ambicioso plan peatonal y ciclista. En España, Barcelona está poniendo en marcha 21 kilómetros de carriles bici, Logroño cuenta con el plan ‘Logroño Calles Abiertas’ y Valladolid  con un plan de transición a una nueva movilidad.

Sin embargo, las medidas son en general tímidas e insuficientes para que se produzcan los cambios profundos que demanda la ciudadanía. Como señala Ecologistas en Acción, es necesaria una apuesta firme desde todas las administraciones para que se produzcan estas transformaciones.

Es importante resaltar que a nivel estatal solo se ha anunciado financiación para apoyar el transporte público. Todavía no ha habido referencias a un apoyo a planes de infraestructuras ciclistas y peatonales que sí existen en otros países de nuestro entorno como Francia o Reino Unido.

A nivel europeo, la Comisión Europea ha desvelado un plan de recuperación de 1,85 billones de euros para remontar la economía herida por la pandemia. La propuesta incluye un objetivo de gasto del  25 % en acciones por el clima y resalta la prioridad de inversiones en movilidad ciclista, estaciones de carga y vehículos sostenibles.

La contaminación es el principal riesgo medioambiental en Europa y en España, de acuerdo con la AEMA. Causa 30.000 muertes al año en el Estado español y afecta a la práctica totalidad de la población española. La EPHA ha advertido, además, que las personas que viven en ciudades contaminadas tienen más riesgo de sufrir la COVID-19. El origen de este problema en nuestras ciudades se encuentra principalmente en las emisiones originadas por el tráfico rodado.

Nuria Blázquez Sánchez | Ecologistas en Acción

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.