SEO/BirdLife marca 54 nuevas aves con GPS en 2022

Este año se han marcado ejemplares de milano negro, milano real, ganga ortega, alcotán europeo y buitre negro. Su preservación futura depende de conservar las zonas donde se encuentran en cada momento del año, dentro y fuera de nuestras fronteras

Desde 2011 SEO/BirdLife y la Fundación Iberdrola España colaboran en el Programa Migra para estudiar la migración y la ecología espacial de las aves a través del marcaje con dispositivos de seguimiento remoto. Con esta información será posible conservar mejor las aves migratorias.

Las aves migratorias no conocen fronteras, y por ello su preservación futura depende de conservar las zonas donde se encuentran en cada momento del año, dentro y fuera de nuestras fronteras. Gracias al programa Migra se van desvelando poco a poco para cada especie esos lugares en todo el mundo, y se abre la posibilidad de conservar las aves a escala global.

Durante 2022 SEO/BirdLife ha marcado un total de 39 aves de 3 especies diferentes dentro del programa Migra y 15 ejemplares de 2 especies más en programas paralelos con emisores GPS-GSM, dispositivos que, colocados en la espalda del ave como si de una mochila se tratase, nos permiten desvelar dónde se encuentran las aves con numerosas localizaciones al día y a lo largo de los años de vida de cada ave o del aparato que porta.

Con la información proporcionada por estos aparatos, podemos conocer con todo detalle sus rutas migratorias y zonas de descanso durante la migración, sus zonas de invernada, o sus zonas de campeo y alimentación durante la reproducción. “Esta información es imprescindible para poder conservar las aves, pues necesitamos saber dónde y en qué hábitats pasan cada época del año nuestras especies, para identificar sus áreas prioritarias y también poder determinar cuáles son las amenazas que puedan ponerlas en peligro, y así poder gestionar y conservar las áreas que emplean durante todo el año”, destaca Juan Carlos del Moral, coordinador de Ciencia Ciudadana de SEO/BirdLife.

54 aves marcadas en 13 provincias
En 2022, SEO/BirdLife ha continuado con el marcaje de milano negro, milano real y alcotán europeo, además se han sumado los marcajes de ganga ortega y buitre negro. Para el seguimiento de las aves se están empleando dispositivos GPS-GSM, que toman la posición del ave con una precisión de unos 5-10 m, y envían la información mediante el sistema GSM, como si de un móvil se tratase.

Concretamente el objetivo prioritario del programa Migra de este año 2022 era marcar con dispositivo de seguimiento (GPS) varios ejemplares de ganga ortega, especie muy ligada a los medios agrícolas con el fin de conocer más sobre sus movimientos y los problemas que tienen en sus zonas de cría, de invernada, estudiar qué uso hacen del terreno y todos los aspectos que determinen su área de ocupación durante el año, especialmente cómo pueden afectar a la biología de la especie los miles de hectáreas de su hábitat que serán ocupadas con nuevas plantas de energía renovables. De momento se han marcado un total de 27 ejemplares en Castilla-La Mancha, Andalucía y Extremadura.

Programa Migra
El Programa Migra, puesto en marcha en 2011 por SEO/BirdLife con la colaboración de la Fundación Iberdrola España, incorpora las últimas tecnologías en sistemas de geolocalización y seguimiento remoto para conocer con mayor detalle los movimientos de las aves dentro y fuera de nuestro país. Gracias a esta iniciativa se pueden conocer las fechas de inicio y fin de sus migraciones, los lugares de parada y puntos de alimentación, el tiempo que tardan en realizar esos viajes, si se repiten en la migración primaveral y otoñal, las principales áreas de invernada y dispersión, o si las rutas son iguales año tras año. La Fundación Iberdrola España colabora con este programa en el marco de su actividad en apoyo de la biodiversidad, una de sus principales áreas de actuación.

Actualmente el programa Migra cuenta con 1.318 aves marcadas con diferentes dispositivos de 36 especies distintas. Además, el programa cuenta con más de 350 colaboradores y 60 entidades colaboradoras en España y en el extranjero.

Imagen: Milano negro con dispositivo. SEO/BirdLife

Comienzan las negociaciones de la ONU para decidir el futuro de los océanos

Casi 50 países se han comprometido a entregar un Tratado ambicioso en 2022, entre ellos España

Greenpeace exige al Gobierno de España liderazgo de la Unión Europea para que la gestión de las pesquerías se incluyan en el Tratado

La comunidad científica señala que tener al menos el 30% de los océanos protegidos para 2030 es el mínimo absoluto requerido para que los océanos puedan recuperarse
Las negociaciones finales para un Tratado Global de los Océanos comienzan hoy y se extenderán hasta el 26 de agosto en la sede central de las Naciones Unidas. El resultado de la reunión determinará el destino de los océanos para las generaciones futuras. 49 países se han comprometido a entregar un Tratado ambicioso en 2022, entre ellos España. Estos compromisos ahora deben hacerse realidad.

“Estamos ante unas negociaciones que son una oportunidad única para proteger nuestro planeta azul. Los océanos sustentan toda la vida en la Tierra, pero durante mucho tiempo los hemos abandonado. Las delegaciones deben cerrar un Tratado ambicioso estas dos semanas. Un Tratado débil, o cualquier otra demora, mantendrá el statu quo tan deteriorado que ha llevado a los océanos a esta crisis”, ha declarado Pilar Marcos, de la delegación política de Greenpeace en Nueva York.

Los gobiernos han discutido este Tratado durante dos décadas. En ese tiempo, los océanos han perdido demasiado y las comunidades costeras que dependen de los recursos marinos están sufriendo las consecuencias. “Aquí en África Occidental, ya hemos visto poblaciones de peces severamente mermadas por barcos pesqueros industriales, a menudo de Europa, y esto está dañando los medios de subsistencia y la seguridad alimentaria en toda la región. Cualquier retraso adicional sería una bofetada para todos los que confían en que los líderes políticos cumplan sus promesas. Los delegados deben cumplir con los compromisos de sus gobiernos y finalizar un ambicioso Tratado Global de los Océanos ahora”, subraya Awa Traoré, responsable de la campaña de océanos de Greenpeace África también desde la ONU.

España es un país clave dentro de esta Conferencia por ser una potencia mundial pesquera. La presión de la industria pesquera en España podría perpetuar el estado actual de gobernanza de los océanos para seguir concentrando las decisiones en las actuales organizaciones pesqueras, que tan solo se encargan de evaluar el 5% de la biodiversidad de peces de las aguas internacionales, y cuya finalidad última es la explotación comercial de la alta mar. España debe decidir en esta reunión en qué lado de la historia está, empujando a la Unión Europea hacia un liderazgo claro para lograr que la gestión de las pesquerías también sean parte del Tratado.

Si no se cierra un Tratado Global de los Océanos ambicioso en Nueva York, será imposible lograr el 30×30, es decir tener al menos el 30% de los océanos protegidos para 2030. La comunidad científica señala que este es el mínimo absoluto requerido para que los océanos puedan recuperarse.

¿Qué se considera un Tratado Global ambicioso?

Para ser considerada un éxito, la reunión debe cerrar un Tratado que:

Disponga como objetivo principal el establecimiento de una red mundial de Áreas Marinas Protegidas.
Permita que los estados, a través de una Conferencia de las Partes (COP), establezcan santuarios marinos, libres de actividades destructivas como la pesca y la minería en aguas profundas.
Posibilite que la COP tome decisiones por votación cuando no sea posible llegar a un consenso.
Incluya que las Áreas Marinas Protegidas (AMPs) puedan ser aŕeas completamente o altamente blindadas a la actividad humana, lo que las harían más efectivas.
Permita que la COP decida si actividades como la pesca están permitidas o prohibidas en las AMP, sin aplazar las decisiones a los organismos ya existentes.
Y permita que la COP adopte medidas provisionales o de urgencia para proteger inmediatamente un área que esté pendiente de su protección futura.
Tras los 20 años transcurridos desde que se discutió por primera vez un Tratado, más de cien especies marinas han sido clasificadas en peligro crítico de extinción. La presión de la pesca industrial es imparable y ya cubre al menos el 55% de todos los océanos. Además la crisis climática continúa dañando la capacidad de los océanos para regular el clima y la temperatura de nuestro planeta.

Greenpeace es parte de la High Seas Alliance, una alianza de más de 40 ONGs y la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. Previo a la Conferencia se ha evaluado el nivel de ambición de los Estados miembros de la ONU dentro de las negociaciones del Tratado de Alta Mar y el impacto que se espera que tengan sus posiciones en la salud del océano, a través de este termómetro de ambición.  El análisis se basa en información de las posiciones formales de los países y grupos regionales (basado en intervenciones públicas y propuestas) que muestra que todavía hay espacio para mejorar en muchas posiciones de países o regiones para catalizar el cambio transformador que necesitamos ver en los océanos.

SEO/BirdLife publica el documental Una visión de la historia de la lucha contra el uso ilegal del veneno en España

La pieza audiovisual, desarrollada por SEO/BirdLife en el marco del proyecto de BirdLife International, “Mava Safe Flyways– tackling poisoning blackspots in Spain”, y financiado por la Fundación MAVA, ofrece por primera vez, una perspectiva histórica sobre la lucha contra el uso ilegal del veneno en España.

Por primera vez se edita un documental con una perspectiva histórica sobre la lucha contra el uso ilegal del veneno en España. Desarrollado por SEO/BirdLife en el marco del proyecto de BirdLife International, “Mava Safe Flyways– tackling poisoning blackspots in Spain”, y financiado por la Fundación MAVA, el audiovisual resume la historia de la incesante lucha contra este delito, destacando los hitos más relevantes que han permitido avanzar en su prevención y persecución.

En España, unos 200.000 animales murieron envenenados en los últimos 25 años, según recoge el informe ‘El veneno en España. Evolución del envenenamiento de Fauna Silvestre (1992-2017)’. Sin embargo, se estima que esta cifra podría multiplicarse por 10, ya que muchos de los cadáveres desaparecen antes de ser localizados y contabilizados.

Cooperación y sincronización: las claves del éxito en esta lucha

El documental Una visión de la historia de la lucha contra el uso ilegal del veneno en España hace un recorrido por la lucha contra el uso ilegal de veneno a través de diferentes profesionales que desde sus diferentes ámbitos han estado y están involucrados en ella. Entre ellos, Pablo Ayerza, abogado con una dilatada experiencia defendiendo la conservación de la naturaleza frente a este delito, resume esta evolución desde los inicios de la detección del problema hasta la actualidad, salpicando el relato con intervenciones que refuerzan y puntualizan su testimonio.

“Si algo destaca en esta historia es el enorme espíritu de cooperación y el trabajo en equipo desarrollado desde todos los frentes para abordar el problema, lo que conduce inevitablemente al éxito”, asegura Sara Cabezas, coordinadora del documental en el área de conservación de SEO/BirdLife.

España, país puntero en la lucha contra el uso ilegal de veneno

Como ha quedado reflejado en una encuesta realizada en el ámbito de este proyecto a diversos socios de BirdLife Europe pertenecientes a 13 países, “las herramientas disponibles para luchar contra esta amenaza son muy desiguales y a veces muy escasas en comparación con España”, afirma Cabezas, “destacando la carencia de Planes Nacionales de Acción contra el uso de veneno en la mayoría de los países encuestados y la insuficiencia de laboratorios públicos para realizar análisis toxicológicos a precios asequibles.”

La experiencia española para salvar estos obstáculos puede servir de gran ayuda a los países vecinos para progresar en la lucha contra esta amenaza, por ello la difusión a nivel internacional de los éxitos logrados en este ámbito es fundamental. SEO/BirdLife ha contribuido a alcanzar muchos de estos logros gracias al desarrollo del LIFE Veneno que lideró hace varios años.

Una amenaza global

El uso ilegal de veneno en el medio natural es una práctica ampliamente extendida por todo el mundo, no obstante, la intensidad de uso es diferente según zonas. Por ello, las poblaciones reproductoras de algunas especies de aves, como por ejemplo el milano real o el alimoche común, con carácter migratorio y hábitos necrófagos, pueden verse diezmadas en sus zonas de invernada o estivada por esta práctica.

SEO/BirdLife considera que es una responsabilidad común disponer de los medios necesarios para la prevención y persecución del uso ilegal de veneno y así, garantizar la supervivencia no sólo de las especies residentes sino también de las migradoras. Por ello, es necesario reforzar la alianza europea y entre continentes para hacer frente a esta amenaza con todas las herramientas disponibles, transmitiendo las experiencias más enriquecedoras desarrolladas en este ámbito.

Una amenaza que se perpetúa

Habiendo recorrido un largo y exitoso camino en la lucha contra esta amenaza, lejos de desaparecer, sólo entre enero y junio de 2022 se conoce la muerte por envenenamiento de varios ejemplares de dos especies catalogadas “En Peligro” según el Catálogo Español de Especies Amenazadas y el Libro Rojo de las Aves de España.

Sólo en Castilla La Mancha se contabilizan al menos cuatro ejemplares de águila imperial ibérica y al menos 17 ejemplares de milano, incluyendo en este caso los efectivos muertos también en Castilla y León. En ambas regiones hay que añadir la muerte por esta causa de otras especies protegidas. De momento las cifras no han trascendido para otras regiones durante este periodo.

Estos datos ponen de manifiesto la necesidad de continuar aunando esfuerzos y mejorando en la prevención del delito, sin perder de vista los avances en investigación para asegurar los indicios óptimos que permitan sentencias ejemplarizantes para continuar reduciendo esta práctica.

Afección a los servicios ecosistémicos

El uso del veneno en el medio natural ha producido graves estragos en la conservación de un gran número de especies. Además de la mortalidad en cadena, el veneno en el campo genera un desequilibrio en las cadenas tróficas que desestabiliza las comunidades animales, provocando descompensaciones y conflictos con determinadas actividades humanas y repercutiendo negativamente en los servicios ecosistémicos que ofrecen las especies afectadas. A la hora de valorar la afección de esta práctica sobre el ecosistema deberían considerarse estas pérdidas y el coste de su reposición por medios artificiales.

El uso ilegal de veneno en España está tipificado como un delito, recogido en el artículo 336 del Código penal, pudiendo aquel que lo emplease ser castigado con la pena de prisión de hasta dos años e inhabilitación especial para profesión u oficio e inhabilitación especial para el ejercicio del derecho a cazar o pescar por tiempo de uno a tres años.

Imagen del documental que se puede ver en : Historia de la lucha contra el uso ilegal del veneno en España (English version) – YouTube

Las personas mayores son más receptivas en la separación de residuos para su posterior reciclaje

Las personas mayores son unas de las más comprometidas con el cuidado del medioambiente en nuestro país. De hecho, muchas de ellas aplican la economía circular -reducir, reutilizar y reciclar- de forma innata en su día a día. Por eso, cada vez son más las acciones que buscan que los mayores se conviertan en abanderados de la protección del entorno natural. Una de ellas es ‘Terceros en edad, primeros en reciclar’, una iniciativa desarrollada por Ecoembes para enseñar a los ‘abuelos y abuelas’ los beneficios del reciclaje y, de esta forma, se conviertan en embajadores de este hábito.

Así, con este proyecto, cerca de 400.000 mayores de 487 centros de día, sociales, centros de mayores y apartamentos en Aragón, La Rioja, Cantabria, Extremadura, Galicia y Asturias han aprendido sobre la separación de residuos para su posterior reciclaje. Para ello, se han llevado a cabo distintas actividades lúdicas y terapéuticas, tales como juegos y manualidades, con las que han podido transmitir sus conocimientos a nietos, nietas y niños de colegios, fomentando el aprendizaje intergeneracional.

Con ‘Terceros en edad, primeros en reciclar’, Ecoembes ha proporcionado a los centros 2.950 papeleras amarillas y azules para poder realizar una separación adecuada, así como cartelería, vinilos y otros elementos para colocar en los diferentes espacios del centro, consiguiendo que su implicación sea la máxima posible. Además, se ha llevado a cabo la formación de 9.593 profesionales (terapeutas, personal de cocina y limpieza, directoras…) de dichos centros.

Begoña de Benito, directora de Relaciones Externas y RSC de Ecoembes, afirma que “es impresionante el entusiasmo que las personas mayores ponen a este tipo de iniciativas. A ellos y ellas les preocupa mucho el medioambiente, siempre han convivido de una forma respetuosa con él, y están dispuestos a aprender para que así siga siendo”.

Organizaciones ambientalistas se reúnen con Sánchez para reivindicar más ambición y liderazgo frente a la crisis ecológica y social

Las cinco principales organizaciones ecologistas —Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF— se han reunido a primera hora de la mañana con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para tratar varios temas relacionados con el cambio climático, la pérdida de biodiversidad y la brecha de desigualdades que vivimos.

Las directoras, directores y/o coordinadores de las organizaciones que han participado en la reunión han reconocido algunos de los avances que están teniendo lugar en esta materia, pero han destacado la importancia de un liderazgo contundente y claro que tiene que tener este Gobierno a nivel internacional (en el Tratado Internacional de los Océanos, la minería submarina, la COP o la Convención de Diversidad Biológica), europeo (máxime ahora que se acerca la fecha para que España ocupe la presidencia europea) y nacional, con lo que queda por conseguir.

Por ello han trasladado al ejecutivo varias peticiones concretas que han girado en torno a cuatro ejes:

1. Cambio climático y transición energética. Para respetar los límites ecológicos marcados por la ciencia frente a la emergencia climática, es imprescindible no perder el rumbo de la transición energética hacia un sistema 100 % renovable eficiente, inteligente y democrático, acabar con la dependencia de los combustibles fósiles y evitar el peligro de la energía nuclear.

Se debe acelerar el despliegue de energía limpia y segura en todos los sectores, con garantías de no producir impactos negativos en la naturaleza y de que el beneficio de las renovables llegue a todas las personas, especialmente a las más vulnerables y a quienes van a convivir con ellas en su proximidad.

Para ello es esencial la transparencia y la participación, de manera que la transición se haga junto a la ciudadanía, por lo que las organizaciones ecologistas han apuntado que es necesario el liderazgo del Gobierno en este terreno, que garantice el despegue definitivo de las comunidades energéticas y el autoconsumo compartido.

Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF han comentado que no debe invertirse dinero en infraestructuras fósiles que nos aten al cambio climático y a la inseguridad energética, ni que España se convierta en un “hub de gas” para el resto de la UE.

Las organizaciones se han mostrado muy preocupadas por el reciente anuncio de la UE de  incluir en la taxonomía UE el gas y la energía nuclear como energías verdes. Consideran que el Gobierno debería mantener el rechazo que ha tenido desde el primer momento y, en coherencia, promover una acción legal contra el acto delegado y promover que en España no se aplique.

Además, han recordado al ejecutivo que lo que esperan de un Gobierno convencido de la urgencia del cambio climático es una acción firme y distinguida. Por tanto, España debe pasar del actual y exiguo objetivo de reducción de emisiones del 23 % a un 55 % en 2030 respecto a 1990, sin mayor demora. Estos objetivos más ambiciosos exigen una transformación profunda y urgente de los sectores con mayor responsabilidad en las emisiones, como son el energético, el del transporte y el alimentario.

2. Protección de la biodiversidad.  A nivel internacional, tras posponerse en varias ocasiones reuniones de un importante calado en esta materia —como  la CBD (Convención de Naciones Unidas sobre Diversidad Biológica) que finalmente se llevará a cabo en diciembre en Montreal, o la última ronda de negociaciones sobre el Tratado Internacional de los Océanos que tendrá lugar en agosto en Nueva York— la destrucción de la naturaleza continúa, no solo a nivel mundial sino también en Europa.

A día de hoy no se han cumplido ninguno de los objetivos de biodiversidad para 2020 acordados anteriormente. Para las organizaciones ambientales, España debe liderar el desarrollo de la legislación europea en restauración de la naturaleza e incrementar su posición de liderazgo en las negociaciones del marco global de diversidad en la Conferencia de las Partes del Convenio de Diversidad biológica.

A nivel estatal, Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF han resaltado  la importancia de nuestro capital natural en este contexto y de invertir en protección de la naturaleza. En medio de una preocupación extrema en España por los incendios, las organizaciones han señalado la necesidad de impulsar la ganadería extensiva y cambiar el paradigma de la extinción a uno basado en la prevención y la gestión forestal. Han propuesto como medida concreta un PERTE de restauración ecológica, que invierta en la recuperación de nuestros ecosistemas y en la generación de empleo.

3. Desarrollo rural. Es primordial garantizar la calidad de vida y los servicios esenciales de la población rural, por una cuestión de justicia y para que pueda ejercer su papel clave en la emergencia ambiental, la protección de los ecosistemas y la producción de alimentos. Por ello, hay que avanzar de forma urgente en el desarrollo de medidas estatales (bonificaciones fiscales y de la Seguridad Social, inversiones estatales en empleo y emprendimiento) que favorezcan el asentamiento de la población.

Las organizaciones ecologistas han tratado con el presidente los retos del sistema agroalimentario y la urgencia de elevar su prioridad en la agenda, así como trabajar para establecer una soberanía y seguridad alimentaria. Las soluciones pasan por una transformación que reduzca todos los insumos externos que hacen a este sistema enormemente vulnerable, así como el incremento de la superficie en producción ecológica, todo ello integrado en la naturaleza para hacer frente a las diversas crisis agrarias, climáticas y de biodiversidad. Es necesaria  una PAC (y PERTE) alineada con estos objetivos.

En este sentido las entidades proponen, en línea con la European Network for Rural Development, que se incorpore el “rural proofing” —o filtro de desarrollo rural— además del filtro de afección a la biodiversidad en el despliegue de todas las leyes, tal y como se hace actualmente con el cambio climático o la mirada de género.

4. Justicia social. Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF  han mostrado su apoyo a aquellas medidas tomadas en el Real Decreto anticrisis y las anunciadas en el Debate de la Nación dirigidas a redistribuir la riqueza, favorecer y ayudar a quienes más les está afectando la inflación y tienen menos medios, y las que hacen que las empresas y la banca —que paradójicamente se está enriqueciendo con las crisis— también “arrimen el hombro” a través de impuestos.

En esta crisis son necesarias también medidas tendentes a hacernos menos dependientes de los combustibles fósiles. Por eso, las organizaciones ecologistas han aplaudido  las medidas dirigidas a favorecer el uso del transporte público y no las que fomentan el consumo de combustibles fósiles, como el descuento de 20 céntimos en el carburante, que además no tiene en cuenta la progresividad al estar dirigido por igual a toda la población.

En cualquier caso, no hay que olvidar que para favorecer el ahorro energético, el uso del transporte público no es suficiente con que los bonos sean gratuitos, sino con  reforzar el servicio, mejorar frecuencias y hacer del tren un vector vertebrador de movilidad sostenible que llegue a todos los puntos de la geografía nacional, para lo cual, hay que revertir el cierre de líneas de trenes regionales que se están llevando a cabo.

Además de medidas puntuales para paliar los efectos de la inflación, las organizaciones ambientalistas han resaltado la importancia de establecer medidas estructurales para evitar que las crisis la paguen “los de siempre». Por ello, Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF han reiterado su petición de la puesta en marcha de una reforma fiscal cuyos impuestos salgan de donde tienen que salir: de una fiscalidad justa y verde. Una fiscalidad que apoye al medio rural, donde pague más quien más tiene y quien más contamina, y que sirva para sufragar los servicios públicos y la protección social, que nos lleven a una verdadera transición ecológica, que garanticen derechos y vidas dignas de ser vividas para todas las personas.

Las Salinas Bras del Port de Santa Pola consigue la Certificación Ecológica

El Comité de Agricultura Ecológica de la Comunitat Valenciana (CAECV), entidad encargada del control, la certificación, representación y defensa de los productos ecológicos, además de la investigación y la promoción de éstos, ha emitido el primer certificado de conformidad para la sal marina ecológica producida en las Salinas Bras del Port de Santa Pola (Alicante)

Esta salinera ya contaba con una gama ecológica bajo un referencial privado. Ahora, con entrada en aplicación del nuevo Reglamento (UE) 2018/848 el pasado 1 de enero, la sal marina se incluye en su campo de aplicación.

Hasta ahora, el Reglamento no permitía el uso de la Euro Hoja (sello que garantiza que un producto es ecológico) en el etiquetado de la sal, a menos que se tratara de un condimento (sal mezclada con hierbas ecológicas) No obstante, algunas certificadoras de carácter nacional y privado, sí que la certificaban como producto ecológico.

Es el caso de INTERECO, la entidad que agrupa a las catorce autoridades de control ecológico públicas de nuestro país y entre las que se encuentra el CAECV, ha estado certificando sal ecológica en base a su referencial desde 2012, atendiendo así a la demanda de los productores y de los consumidores que lo solicitaban.

La sal marina producida en Santa Pola será certificada por las autoridades de control público

No solo empresas que producen sal marina, sino también empresas que envasan, comercializan y distribuyen sal marina ecológica, han cambiado al sistema de control que establece el reglamento europeo de producción ecológica. En la Comunitat Valenciana y catorce comunidades autónomas más, el sistema de control público va a ser el encargado de certificar este producto, como es el caso del CAEC

El pasado 1 de enero de 2022, entró en vigor del nuevo Reglamento de Producción Ecológica, que pretende reflejar la evolución del sector a su rápido crecimiento, garantizando una competencia leal para los agricultores y, al mismo tiempo, evitar el fraude y mantener la confianza de los consumidores.

El citado reglamento extiende el ámbito de aplicación de las normas de producción ecológica a una lista más amplia de productos, entre los que se ha incluido la sal marina y otras sales, ya que Europa ha detectado que existe una gran demanda al estar producida bajo técnicas naturales y porque su producción puede contribuir al desarrollo de zonas rurales.

Desde 2022, se ha incorporado al ámbito de aplicación, por lo que las autoridades de certificación van a poder certificarla, dando continuidad a la certificación emitida por INTERECO hasta el momento.

La norma europea de sal marina y otras sales para alimentación y piensos, está siendo ampliamente debatida en el seno de la Comisión. Inicialmente se han publicado los objetivos, principios básicos, normas de producción y etiquetado, en base a los cuales certificar la sal marina.

La sal, controlada y certificada bajo el estándar de la producción ecológica, da garantía al consumidor sobre la forma de producción y envasado, y sobre el cumplimiento de los objetivos de la producción ecológica.

Ecoembes reparte 55.000 bolsas PET a los peregrinos del Camino de Santiago

El proyecto Camino del Reciclaje de Ecoembes ha repartido más de 55.000 bolsas reutilizables, realizadas con PET reciclado, en los 555 albergues participantes de Galicia, Asturias, Cantabria, La Rioja, País Vasco, Navarra y Castilla y León que han sido equipados para fomentar el reciclaje y la lucha contra la basuraleza entre los caminantes.

Ecoembes, celebra una nueva edición de la campaña Camino del Reciclaje. Una iniciativa que busca concienciar a los miles de peregrinos que recorren el Camino de Santiago de la importancia de separar y reciclar los residuos y envases que vayan generando durante cada etapa y mantenerlo libre de basuraleza.

Para ello, se han unido a esta iniciativa comunidades como Galicia, Castilla y León, Navarra, Cantabria, Asturias, La Rioja y el País Vasco, que se une por primera vez este año. Además, este 2022 la campaña se ha extendido también a los hospedajes del Camino Portugués de la Costa en Galicia cubriendo ya seis Caminos.

Desde que el Camino del Reciclaje se puso en marcha, la gran red colaborativa ha ido aumentado, y actualmente ya son 555 albergues los que participan en las siete comunidades donde se desarrolla la iniciativa. En este sentido, a todos los EcoAlbergues del proyecto se les hace entrega de un kit que se compone, entre otras cosas, de carteles didácticos, papeleras amarillas (latas, briks y envases de plástico) y azules (papel y cartón), un sello identificativo para el albergue como colaborador de la campaña (EcoAlbergue), Compostelas del Ecoperegrino y bolsas reutilizables fabricadas con PET reciclado para entregar a los peregrinos y evitar así la basuraleza.

Además, toda la información está disponible en la web del proyecto: www.caminodelreciclaje.com, donde también se puede encontrar a AIRE peregrino, un asistente virtual preparado para resolver todas las dudas que surjan en torno al reciclaje a los caminantes.

Carolina Martín, responsable del proyecto Camino del Reciclaje en Ecoembes ha destacado que “Estamos muy contentos de poder celebrar un año más una nueva edición de Camino del Reciclaje. Me gustaría trasladar un especial agradecimiento a las administraciones, los ecoalbergues y los peregrinos que cada año se vuelcan en el reciclaje y en la lucha contra la basuraleza. Esta edición es muy especial ya que celebramos el año Jacobeo 22 y esperamos que sea recordado como el Año Santo más comprometido con el reciclaje y el medio ambiente de la historia.”

Reparto de bolsas reutilizables entre los Ecoperegrinos

En esta edición se han entregado a los Ecoalbergues más de 55.000 bolsas reutilizables hechas con PET reciclado para que las repartan a todos los EcoPeregrinos que se hospeden en sus instalaciones con el objetivo de fomentar el reciclaje y la lucha contra la basuraleza en el Camino de Santiago.

Plantación de árboles autóctonos gracias a las Compostelas del Ecoperegrino

Ese año, se mantiene la Compostela del EcoPeregrino, una iniciativa que surgió con el objetivo de premiar el compromiso de los peregrinos con el reciclaje y devolverle a la naturaleza lo que nos regala. Es por ello, que cada peregrino que suba una foto a Instagram o Twitter de su Compostela del EcoPeregrino con tres sellos (que podrán obtener en los Ecoalbergues participantes del Camino Reciclaje durante los meses de junio a octubre) con el hashtag #EcoPeregrino, se plantará un árbol autóctono en una zona de España.

La última edición fue todo un éxito, y se plantaron 600 árboles autóctonos en el municipio de Cerdedo-Cotobade (Galicia) y 300 en el municipio de El Franco (Asturias).

 “Camino al Revés”: una actividad pionera

En el marco del proyecto medioambiental Camino del Reciclaje, el año pasado se inició la actividad “Camino al Revés” que busca fomentar el reciclaje y el respeto a la naturaleza a lo largo de esta emblemática ruta.

Este año, una veintena de voluntarios de Ecoembes y del Proyecto “LIBERA, unidos contra la basuraleza” -creado por la ONG SEO BirdLife y Ecoembes- han realizado el “Camino al Revés Portugués” para concienciar a los peregrinos que se dirigen a Santiago sobre la importancia de mantener la ruta limpia mediante la recogida de basuraleza.

La Comisión de Medio Ambiente del Parlamento Europeo apoya una ley de deforestación más ambiciosa

Los eurodiputados de la Comisión de Medio Ambiente, Salud Pública y Seguridad Alimentaria (ENVI, por sus siglas en inglés) del Parlamento Europeo han apoyado hoy  una ley de deforestación de la UE más ambiciosa, que mejora algunas debilidades de la propuesta inicial planteada por los ministros de Medio Ambiente hace dos semanas. WWF considera un avance la propuesta de los eurodiputados, y espera que en la votación del pleno del Parlamento Europeo, que se celebrará el 12 de septiembre, se amplíe la ambición para asegurar unas cadenas de valor libres de deforestación y violación de los derechos humanos.

«La votación de hoy en la Comisión de Medio Ambiente envía un mensaje de esperanza sobre una posible ley que pueda garantizar que las importaciones europeas no contribuyan a agravar la deforestación global. Pero tenemos que esperar hasta septiembre, cuando se vote en el pleno del Parlamento Europeo, para ver si realmente hay un avance o un mal resultado”, afirma  Anke Schulmeister – Oldenhove, responsable de políticas forestales de la Oficina de Política Europea de WWF.

Los eurodiputados de la Comisión de Medio Ambiente del Parlamento Europeo han conseguido mejorar algunas debilidades de la propuesta inicial. En el texto votado hoy, se da más fuerza a la definición de «degradación forestal», asegurándose de que la nueva ley cubre más naturaleza y aumentando el número de controles para las empresas y también protegiendo mejor los derechos de los pueblos indígenas y locales. Estas enmiendas se ajustan a las demandas ciudadanas de una ley ambiciosa.

La nueva propuesta incluye «otras tierras boscosas», como espacios con cobertura de arbustos o matorrales, pero todavía queda un amplio margen para disminuir la amenaza de la deforestación sobre otros ecosistemas importantes, como las sabanas y las turberas. Los eurodiputados también han pedido a la Comisión Europea que presente una evaluación de impacto en el plazo de un año desde la entrada en vigor de la ley.

En cuanto al ámbito de aplicación de la ley de deforestación de la UE, los eurodiputados proponen incluir la carne de oveja, cabra y cerdo, las aves de corral, los productos a base de aceite de palma, el caucho y el maíz.  Y contemplan incluir productos derivados de la madera, el carbón vegetal y los productos impresos. Sin embargo, se han dejado fuera de esta regulación los instrumentos musicales, que constituyen un producto importante.

Por otro lado, se incluyen más controles en la propuesta del Parlamento Europeo y  un aumento de las multas y sanciones a las empresas. Asimismo, la Comisión también votó a favor de la aplicación de esta ley en el sector de las finanzas, enviando un fuerte mensaje para frenar la financiación de las empresas que están destruyendo los bosques.

“Todavía queda trabajo por hacer para mejorar esta propuesta y volverla más ambiciosa, pero avanzamos en la dirección correcta”, concluye Anke Schulmeister-Oldenhove, responsable de políticas forestales de la Oficina de Política Europea de WWF. El pleno del Parlamento Europeo votará su posición final durante la semana del 12 de septiembre.

Europa es uno de los mayores impulsores de la deforestación global en el mundo, sólo superado por China. La UE es responsable del 16% de la deforestación tropical vinculada al comercio internacional a través de las importaciones de productos básicos como la carne de vacuno, la soja, el aceite de palma, el caucho, la madera, el cacao y el café y sus productos derivados. Mientras, España es el tercer país de la UE con mayor responsabilidad en la deforestación de los bosques tropicales.

Nylva Hiruelas | WWF

9 de cada 10 empresas españolas demuestran su compromiso con los ODS

Un 79% de las empresas consultadas afirma que existen ventajas competitivas a la hora de implementar el marco y un 49% afirma que la integración de la sostenibilidad y los ODS ha impactado positivamente en sus resultados económicos.

En el ecuador de la fecha límite para cumplir los retos de la Agenda 2030, todavía nos situamos lejos de conseguir las metas marcadas, cuya ambición necesita la colaboración de todos los actores, especialmente de las empresas. En este sentido, la buena noticia es que el 89% de las empresas españolas ya está trabajando en esta dirección llevando a cabo acciones y proyectos relacionadas con los ODS. Así lo confirma el informe “Contribución de las empresas españolas a la Agenda 2030: Resultados de la Consulta empresarial de desarrollo sostenible” editado por el Pacto Mundial de Naciones Unidas España con la financiación, del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030 de España.

Ésta analiza el estado actual de implementación de los ODS dentro del sector empresarial del país en base al estudio bienal que realiza la iniciativa líder de sostenibilidad empresarial de Naciones Unidas, el tercero de este tipo desde 2018. En esta ocasión, los resultados se extraen de una encuesta cuantitativa a más de 2.500 empresas españolas y entrevistas en profundidad a expertos, posicionándose así como el mayor ejercicio de escucha empresarial sobre ODS realizado en nuestro país.

En el mismo se constata cómo el marco se ha asentado en el tejido empresarial español, siendo conocido por el 86% de las empresas, un 17% más que en 2018. En este punto, las diferencias según tamaño son significativas, siendo las grandes empresas las que tienen un mayor conocimiento. En concreto, un 73% de las grandes empresas afirman conocerlo en profundidad frente a un 42% de pymes y microempresas y un 39% de los autónomos/as.

Según Cristina Sánchez, directora ejecutiva del Pacto Mundial de Naciones Unidas “esta creciente popularidad no sólo se debe al impulso de las normativas a nivel local y comunitario, sino también a los beneficios económicos que esta entraña. Según nuestro estudio, un 79% de las empresas consultadas afirma que existen ventajas competitivas a la hora de implementar el marco y un 49% afirma que la integración de la sostenibilidad y los ODS ha impactado de forma positiva en los resultados económicos de la empresa. Esto demuestra lo que venimos asegurando desde hace años: que el modelo planteado en la Agenda 2030 es el idóneo para construir un sistema económico próspero y respetuoso con el planeta y las personas”.

Asimismo, el documento incide en que la sostenibilidad ya es una demanda de los grupos de interés. Independientemente de su tamaño, las empresas consideran que los grupos de interés que más demandan avances en sostenibilidad son los clientes, seguidos de los empleados/as. Entre las grandes empresas destaca el peso de inversores (29%) y accionistas (35%).

Conciliación laboral, igualdad y economía circular, las áreas más trabajadas

En relación a las áreas prioritarias las empresas españolas, son ODS los relacionados con la igualdad de género (ODS 5) y el trabajo decente (ODS 8) los más trabajados por las entidades de nuestro país, dos aspectos que también eran muy relevantes en 2018 y 2020. Con respecto a estos años, la principal diferencia ha sido el aumento de empresas que trabajan en los ámbitos de producción y consumo responsable (ODS 12) y de energía asequible y no contaminante (ODS 7). Según los/as expertos/as consultados, una mayor concienciación sobre aspectos de economía circular y el cada vez más acuciante impulso de energías renovables que permitan reducir las emisiones de CO2 podrían haber sido la principal razón de este aumento.

En cuanto a las acciones específicas para implementar estos Objetivos, las medidas de conciliación laboral y flexibilidad horaria (71%), el teletrabajo (61%), los planes de igualdad (63%) y digitalización (52%) son algunas de las más comunes. Entre las medidas más trabajadas por las empresas en materia de ODS también destaca la integración de este marco en los diferentes departamentos y áreas de la organización con un 38% de las empresas españolas afirman llevar a cabo esta acción, un 15% más que en 2020.

Otra medida ampliamente reportada por las empresas es el desarrollo de productos y servicios que contribuyen a los ODS, con un 38% de las empresas consultadas que realizan esta acción. Las empresas que desarrollan estos productos y servicios priorizan de forma contundente los ODS 12 y 13 relacionados con la economía circular y la acción climática.

Sin embargo, pese a que la mayoría de los porcentajes de políticas y medidas relativas a la sostenibilidad empresarial han aumentado con respecto a 2020, continúa existiendo una brecha amplia entre políticas y medidas. Es decir, las empresas suelen disponer de políticas relacionadas con el desarrollo sostenible, pero no de medidas para ponerlas en práctica. Por ejemplo, aunque más de un 70% de las empresas dispone de un código ético, únicamente un 39% ha establecido un canal de denuncias; o un 26% afirman contar con una política de derechos humanos, pero solo el 10% evalúa sus impactos en este ámbito. Esta brecha ocurre además en todas las empresas, independientemente de su tamaño y naturaleza.

La sostenibilidad se abre paso en la estructura organizativa de las empresas

La sostenibilidad ha tomado una importancia mayúscula dentro de la estructura empresarial, cada vez son más las empresas que apuestan por incorporar criterios ambientales, sociales y de gobernanza dentro del día a día. Así lo constata el hecho de que el 57% de las empresas españolas ya cuente con una persona o departamento que se dedica a estos temas y que en el 33% de las empresas esta área depende directamente del máximo cargo.

Pero el valor de la sostenibilidad no solo se plasma en un departamento específico, sino que se extiende a la planificación estratégica corporativa. En concreto, un 41% de las empresas afirman disponer de una estrategia de sostenibilidad, de las que un 78% se encuentran alineadas con los ODS, lo consolida la Agenda 2030 como marco de referencia en sostenibilidad. Por último, y de forma aún incipiente, los Consejos de Administración comienzan a apostar también por una comisión específica de sostenibilidad, así lo confirman el 18% de las empresas que disponen de estos Consejos.

SEO/BirdLife reclama al sector privado acción urgente para detener la pérdida de biodiversidad

La ONG ha organizado un encuentro bajo el título Resiliencia económica y ambiental: el binomio para la nueva economía para compartir con diferentes sectores empresariales la necesidad de contar con la biodiversidad en su gestión.
El encuentro organizado por SEO/BirdLife abre un espacio de diálogo en un momento de emergencia ecológica invitando a los sectores económicos y empresariales a acelerar su transición hacia modelos sostenibles. La ONG llama la atención del sector privado sobre la necesidad urgente de revertir la pérdida de biodiversidad y de cómo la degradación del capital natural puede poner en riesgo la economía y la viabilidad de la transición ecológica.

Un ejemplo de ello ha sido la reciente pandemia del Covid-19 que ha paralizado la economía mundial generando grandes pérdidas humanas y económicas a lo largo y ancho del planisferio.

Para prevenir futuras pandemias y crisis económicas se debe reconocer, sin lugar a duda, el papel que tiene la conservación de la naturaleza como pieza clave del desarrollo económico. Es urgente que todos los sectores empresariales integren la biodiversidad y el capital natural en todos los procesos de toma de decisiones, desde el más alto nivel donde se deciden planificaciones estratégicas e inversiones multimillonarias, o se analizan los riesgos a corto, medio y largo plazo, pasando por la gestión de los impactos directos e indirectos de su actividad y sus cadenas de suministro, hasta la inversión para la creación de valor social.

En palabras de Asunción Ruiz, directora ejecutiva de SEO/BirdLife, “hace falta una completa transformación de la economía para detener la pérdida de biodiversidad y evitar los peores impactos del cambio climático. Estamos en una década decisiva y ya no nos queda margen de error. Las aves y la comunidad científica ya nos lo han anunciado y es responsabilidad de todos garantizar el derecho a un medio ambiente sano para las siguientes generaciones”.

En el evento se han mostrado ejemplos de buenas prácticas incluidas en el documento divulgativo Resiliencia y ambiental: el binomio para la nueva economía realizado con el apoyo de la Fundación Biodiversidad. El Hub de Meta ha sido el escenario en el que se han compartido innovadores proyectos que promueven nuevos modelos de gestión agrícola, compensación de huella hídrica, implantación de energías renovables responsables y soluciones basadas en la naturaleza para adaptarnos al cambio climático.

Nuevos modelos de gestión agrícola como el de Olivares Vivos, desarrollado por SEO/BirdLife en colaboración con la Universidad de Jaén y el CSIC (Consejo Superior de Investigaciones Científicas) y la Diputación de Jaén, han demostrado que en tan solo 3 años es posible ser rentable con un modelo de negocio que hace aumentar la biodiversidad. El encuentro ha contado con la representación de Castillo de Canena, uno de los productores y comercializadores más importantes de España de aceite de oliva, quién compartió su experiencia como empresa pionera en producir aceite de oliva virgen extra con valor añadido  de biodiversidad. En 2021, una segunda etapa, también financiada por los fondos LIFE de la Comisión Europea, replicará el modelo en otros puntos de España y de la cuenca mediterránea, sumando la participación de la Organización Agrícola Helena en Grecia, D.R.E.AM en Italia, y la Universidad de Évora en Portugal. Hasta el momento más de 900 explotaciones de olivar han mostrado su interés en el modelo Olivares Vivos y en la posibilidad de iniciar el proceso de certificación.

En materia de agua, la creación de un filtro verde en el Tancat de La Pipa, con el apoyo de Coca Cola, ha permitido demostrar como las soluciones basadas en la naturaleza pueden ser eficaces y económicas para mejorar la calidad del agua y aumentar la productividad del ecosistema, aumentado así su resiliencia y facilitando el uso público y una adecuada gestión de este emblemático parque natural.

Julieta Valls, responsable de Alianzas Corporativas de SEO/BirdLife destaca: “Algunos de estos proyectos están siendo posibles gracias a la colaboración entre diferentes entidades de la Administración Pública, la empresa, las ONG ambientales y las universidades. El reto de la biodiversidad y el cambio climático es un desafío global que requiere la implicación de todos los actores sociales, donde cada uno aporte su mejor conocimiento y saber hacer en beneficio de todos.”

El reto del cambio climático requiere un cambio del modelo energético que abandone las energías fósiles y sea 100% renovable. Sin embargo, algunos de los mecanismos de generación de este tipo de energías no están exentos de generar grandes impactos sobre la biodiversidad, y especialmente sobre las aves. Por ello, SEO/BirdLife  desarrolla desde hace unos años la campaña Renovables Responsables y colabora  con este sector para garantizar que el despliegue de las renovables en España se realice lo más rápido posible sin producir daños significativos sobre la biodiversidad.

El cambio climático y la mayor frecuencia de ocurrencia de los fenómenos climáticos extremos también supone, a su vez, un aumento de los riesgos para determinados sectores económicos como el de los seguros. En países como Estados Unidos, empresas del sector están invirtiendo en estudiar cómo las soluciones basadas en la naturaleza pueden ser una solución efectiva y rentable para prevenir las pérdidas por fenómenos como borrascas, riadas, granizadas, etc. SEO/BirdLife, por su parte ha compartido proyectos de restauración ambiental y adaptación al cambio climático que viene realizando con éxito en Cantabria, como la recuperación de la bahía de Cuchía, financiada por los fondos del Plan PIMA Adapta del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

Para no dejar pasar esta oportunidad única y ser capaces de doblar la curva de la pérdida de biodiversidad, SEO/BirdLife continuará llamando a la acción a todos sectores económicos para ser capaces juntos de canalizar adecuadamente las inversiones proyectadas en la Estrategia Europea de Biodiversidad, que cuentan con una inversión de €20.000 millones anuales, y los fondos para la recuperación de Europa Next Generation, que prevén una inyección en España de €140.000 millones para pequeñas, medianas y grandes empresas, bajo los compromisos de no causar daño significativo al medio ambiente como requisito indispensable

FOTO: Presentación del acto. De izquierda a derecha: Rosa Tristán, periodista especializada en ciencia y medio ambiente; Asunción Ruiz, directora ejecutiva de SEO/BirdLife; Hélène Verbrugghe, responsable de Políticas Públicas de Meta España y Portugal, y Juan Carlos Atienza, responsable de Gobernanza Ambiental de SEO/BirdLife